Portada LIFESTYLECOMUNIDAD Justicia para Athos y Tango, un precedente histórico en México.

Justicia para Athos y Tango, un precedente histórico en México.

Por Círculo Postal

La condena de 10 años de prisión para el hombre que envenenó a Athos y Tango, dos perros rescatistas de la Cruz Roja en Querétaro.

La muerte de Athos y Tango, los dos perritos rescatistas a causa de envenenamiento en Junio del año pasado, ahora se convirtió en noticia, ya que su asesino fue declarado culpable. Esto representa un hecho histórico en México ya que es el primer juicio “Penal” por este tipo de hechos.

Athos y Tango eran perros amaestrados que colaboraban con la Cruz Roja de Querétaro.

Athos, un Border Collie que colaboraba en labores de rescate de personas desaparecidas. Uno de sus últimos logros fue localizar a 7 victimas del sismo del 19 de septiembre de 2017. Después, participo en la búsqueda de sobrevivientes en la erupción del volcán en Guatemala en 2018.

Tango era un Yorkshire, y estaba adiestrado para apoyo psicológico con pequeños que sufrían estrés postraumático, trastornos de ansiedad y Síndrome de Down.

Ambos perros eran cuidados por su entrenador Edgar Muñoz, con quién vivían. Edgar acusó directamente a Benjamín “N”, un vecino al que le molestaba la presencia de los canes.

El 13 de Junio del 2021, el acusado arrojó salchichas con veneno y alcaloides a la calle por la que pasaban los perritos, provocándoles la muerte a ambos. Balam, hijo de Athos que también fue envenenado logro sobrevivir tras ser hospitalizado.

Benjamín “N” fue acusado de crueldad animal, delito que de forma común termina en un acuerdo por ambas partes y es poco probable que terminé en juicio.

En este caso el juicio fue realizado y llevado hasta su cause resolutorio por parte de la jueza Alicia Basurto García, quién consideró una perdida irreparable para la sociedad internacional, dado la labor que realizaban Athos y Tango en favor de la Cruz Roja.

La Sentencia

El juicio se llevo a cabo el presente año, del 16 al 22 de agosto, declarando culpable al hombre de 60 años. La condena: 10,5 años de prisión y además cubrir un pago que asciende a casi 2,5 millones de pesos como efecto de reparación del daño.

La noticia ha dado mucho de qué hablar en la sociedad y entre los defensores de los animales. Esto representa un precedente del que pueden valerse para consignar de forma eficaz a los maltratadores de animales en México.

Comparte en

Esto te podría gustar