Portada ENTRETENIMIENTO #FreeBritney De viva voz, Britney Spears pide le regresen su libertad.

#FreeBritney De viva voz, Britney Spears pide le regresen su libertad.

Por Marco Ramos

Britney Spears ha sorprendido al mundo con una declaración contundente de 23 minutos al tribunal. “Todo ha sido una mentira. No soy feliz y todo este tiempo me han obligado a mentirle al mundo”

El pasado 23 de Junio, se celebró la audiencia virtual sobre el caso de tutela de Britney Spears. La cantante en un discurso de más de 20 minutos hizo declaraciones que en definitiva nos ha dejado con un dejo de tristeza atónita.

Durante años la tutela de Britney ha sido tema  en el mundo del espectáculo, y fue hasta este miércoles que se le permitió ser escuchada. La impactante declaración dejó en evidencia la gravedad de dicha tutela, exponiendo las condiciones abusivas y de extrema supervisión por parte de su padre, Jamie Spears.

Britney Spears pide le regresen su libertad.

Tal como lo anunciaba The New York Times en un informe previo a la audiencia, Britney de viva voz declara que se ha opuesto por años a  que su padre mantenga su tutela y lleve el control de su vida y carrera. Esto confirma la hipótesis de sus fanáticos, quienes durante los últimos años se han esforzado por mantener vigente la campaña #FreeBritney, alegando justamente la libertad humanitaria de la cantante.

De Princesa del POP a “Cautiva” en su propio imperio.

Lo que me impacta de forma particular es que Britney siempre se mantuvo visible ante las cámaras, pero por lo que ahora menciona, pocos vieron lo que realmente había detrás de su inminente éxito durante años.  Esto solo me puede evocar a Chris, el personaje principal de “Get Out”, una película que me dejó igual de ansioso y con una sensación de impotencia…pero no me salgo del tema.

Britney Spears, después de uno de sus episodios más álgidos en 2008, se mantuvo visible, lanzo su álbum «CIRCUS «a finales de ese año, y le siguieron tres álbumes más, realizó cuatro giras, completó una residencia de show en Las Vegas y se incorporó como juez del programa X Factor. Todo en medio de una batalla legal por su tutela, algo ya conocido para quienes han seguido el caso.

Desde 2013  la tutela de Britney ha pasado desde su entonces prometido Jason Trawick, quién después de disiparse el compromiso se retiró, para dejar a cargo a su abogado y padre. Fue hasta 2019 que su abogado se retiró y quedó Jamie, el padre de la cantante como tutor legal de forma integral, delegando el cargo temporalmente a Jodie Montgomery debido a un problema de salud que sufrió.

En medio de esta situación Britney Spears canceló su segunda residencia en Las Vegas  y a principios del 2019 se incorporó a un centro de rehabilitación mental, aparentemente de forma voluntaria.

Parte fundamental de que conozcamos esta apabullante historia de la diva del pop es gracias a sus fans, quienes desde el 2009 crearon la campaña #FreeBritney e incluso en 2019  mediante un podcast llamado Britney’s Gram lanzaron un episodio especial que tomó relevancia en distintos medios debido a las afirmaciones sobre la retención de la cantante en contra de su voluntad.  

Su extraña actitud en Instagram.

Este es un punto que me causa bastante terror, siendo comunicador, el tener una herramienta tan poderosa como esta red social y no poder expresar lo que realmente sientes es sofocante, por decir lo menos.

Sus seguidores comenzaron a preocuparse y entre comentarios de apoyo lanzaban algunos alentando a la cantante a dar algún tipo de señal si es que necesitaba ayuda. Es ahí donde comenzó a centrarse de nuevo la campaña #FreeBritney.

Aunque a muchos les pareció que solo estaba adoptando una personalidad desaliñada y con tintes de dispersión, miles de seguidores no desistieron en encontrar razón a lo que hoy, después de las declaraciones de Spears entendemos, ha sido un grito interior de ayuda.

¿Se logró algo con la Audiencia?

La audiencia celebrada el pasado 23 de junio sí representa un logro en el caso. Porque se trata de la primera vez que Britney Spears se opone públicamente a la tutela legal dictaminada por el Estado de California, después de su episodio errático en 2008.

En la impresionante declaración de Spears llama la atención afirmaciones de un trato inhumano para impedir que pueda siquiera elegir sobre su propio cuerpo.

“Quiero poder casarme y tener un bebé, pero no me permiten casarme ni ir al doctor a quitarme el dispositivo intrauterino que tengo como anticonceptivo”.

“Soy muy infeliz, no puedo dormir, estoy enojada y desesperada. Lloro todos los días”.

“Todo lo que deseo es poseer mi propio dinero que esto termine y que mi novio pueda llevarme en su “#$* auto.”

Britney además aseguró que la obligaron a tomar litio contra su voluntad después de interrumpir los ensayos para su segunda residencia en Las Vegas, que finalmente fue cancelada.

Durante la audiencia, escuchada por millones de personas en streaming la abogada representante de una de las personas responsables de su tutela mencionó que dicha audiencia y transcripciones deberían mantenerse en privado, Britney la confrontó, asegurando que sus palabras deberían de ser escuchadas. Este gesto por supuesto representa la inminente necesidad de sentirse libre.

“Han interferido con mi vida, así que siento que debería ser una audiencia abierta en la corte y deberían escuchar lo que tengo que decir”.  Declaró la intérprete de Toxic.

Spears dijo que no se ha sentido escuchada en ninguna de sus participaciones anteriores en la corte, todas ellas han permanecido confidenciales.

Esperamos que este sea el primer paso para lograr la libertad de la cantante y por fin viva la vida que ella tanto desea.  

#FREEBRITNEY

Comparte en

Esto te podría gustar